viernes, diciembre 2, 2022
InicioOpinión¿Qué sucede si Donald Trump es acusado?

¿Qué sucede si Donald Trump es acusado?

Independientemente del resultado, no hay duda de que el nombramiento de un fiscal especial para investigar dos señalamientos de índole criminal contra el expresidente Donald Trump será un tema que dominará la política en Washington durante los próximos 12 meses.

A primera vista, la decisión del fiscal general, Merrick Garland, de nombrar un asesor especial para investigar a Trump, busca fijar distancias con la administración del presidente Joe Biden, a fin de garantizar que un abogado independiente sea quien decida si procede o no, instruir cargos en contra del republicano, quien hace poco declaró su intención de postular nuevamente por la presidencia.

Ahora bien, habrá muchos convencidos de que en la capital estadounidense todo gira en torno a la política. Es decir, cómo ejercer el poder y mantenerlo así que, tanto Trump como sus seguidores seguramente verán con escepticismo la independencia del proceso, tomando en cuenta que estamos en los albores de una nueva contienda electoral.

Ya Trump calificó la decisión de Garland como una nueva cacería de brujas. Pero el fiscal especial, Jack Smith, quien centrará su investigación en la presunta incitación a la violencia durante el asalto al Capitolio el 6 de enero de 2021 y en la sustracción de documentos clasificados de La Casa Blanca, almacenados en la residencia de Mar-al-Lago en Florida, puede presumir de una larga experiencia procesal como representante legal de gobiernos estatales y federales, así como fiscal internacional de crímenes de guerra en La Haya, en Holanda.

“En muchos sentidos, Smith está siguiendo los pasos del exdirector del FBI Robert Mueller, nombrado en mayo de 2017 por el entonces fiscal general adjunto, Rod Rosenstein, para examinar posibles vínculos entre la campaña presidencial de Trump de 2016 y Rusia”, según publicó recientemente POLÍTICO, bajo las firmas de Josh Gerstein y Kyle Cheney.

De acuerdo con el artículo, en este caso hay claras diferencias porque Mueller investigó a Trump al frente de La Casa Blanca, mientras que ahora es expresidente.

Rosenstein dijo recientemente que el nuevo nombramiento de un fiscal especial pareciera indicar que el Departamento de Justicia tiene un caso potencial viable.

Seguramente esta nueva investigación tomará tiempo, pero Smith podrá beneficiarse del trabajo realizado anteriormente por el FBI.

Sin embargo, en algún momento antes de las elecciones presidenciales de 2024, el fiscal especial anunciará sus conclusiones. Entonces ¿cómo hacer para que no tenga impacto en los comicios?

Por supuesto, todavía no es seguro que Trump sea el nominado de los republicanos, dado que varios miembros de alto rango en su partido están pensando en disputarle la designación. Entre ellos, el gobernador de Florida, Ron De Santis, el exvicepresidente, Mike Pence, el exdirector de la CIA y secretario de Estado Mike Pompeo, la ex embajadora ante Naciones Unidas Nikki Haley y el exgobernador de New Jersey Chris Christie.

La selección se llevará a cabo entre febrero y junio de 2024. ¿Habrá para entonces una decisión del fiscal especial?

Las conclusiones de Smith serán cruciales, tanto para republicanos como para demócratas.

Si su investigación termina antes o durante el período de selección de candidatos, él y la administración Biden podrían ser acusados por Trump de interferir en el proceso electoral.

Sin embargo, si se retrasa hasta después de las elecciones y Trump regresa como presidente, Estados Unidos enfrentaría una situación singularmente controvertida.

También enfrenta a cada elector con la pregunta ¿votaré por un político acusado de un delito penal, aunque no haya sido probado aún ante un tribunal de justicia?

Independientemente de lo que decida el abogado especial, será dentro de un entorno político, aunque insista en que su decisión se ha basado únicamente en su juicio legal.

A medida que continúa la investigación, el propio Partido Republicano también enfrentará un dilema pues todavía sigue apoyando a Trump.

Es imposible separar la ley de la política, cuando se trata del personaje más controversial del país y el propio Trump probablemente ignore todos los argumentos en contra.

Ha anunciado que se presentará en 2024 y espera ser ungido como el candidato republicano.

Fuente: Diario Las Américas

ARTICULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

REDES SOCIALES

585FansMe gusta
1,230SeguidoresSeguir
80SeguidoresSeguir

NOTICIAS POPULARES